miércoles, 7 de octubre de 2015

¿Embarazada y migraña? Como combatirla



Desgraciadamente, hay que hacer un alto en el camino para retomar lo que en un principio se suponía que iba a tratar este blog. Ante todo, que no cunda el pánico: estoy bastante bien, sobretodo comparándolo con cómo llegué a estar a principios de año. Sin embargo, no todo es perfecto y he hablado con unas cuantas mujeres que pasan por esta situación y me parece importante dar algunas directrices/consejos acerca de cómo enfrentarnos a ella. 

Durante el embarazo pueden pasar varias cosas relacionadas con los dolores de cabeza más o menos intensos y en especial con las migrañas:

- Las migrañas desaparecen o disminuyen en frecuencia-intensidad
- Las migrañas se exacerban
- Las migrañas hacen una estelar aparición por primera vez en la vida de alguien que jamas padeció una. 

El tercer supuesto no se lo deseo a nadie. No puedo ni imaginarme lo que debe pasar una persona completamente asintomática que tenga que enfrentarse a esto en pleno embarazo. Si este es tu caso, de verdad que lo siento. Tendrás que pasarlo con una dura prueba añadida: no conoces tan bien como las demás a este enemigo y lo vas a pasar francamente mal U_U.

Yo he sufrido los otros casos. En mi primer embarazo, las migrañas se dispararon. La verdad es que lo pasé francamente mal. Recuerdo el día que me hice el test de embarazo. Era 20 de diciembre. Me encontraba muy rara desde hacía unos días y SABÍA que lo había conseguido. Y yo me hice el test no para dar saltos de alegría, que también. No. Me lo hice porque me dolía horrores la cabeza. Así que me levanté, fui al baño, me hice el test, aparecieron las dos rayitas, me emocioné y a continuación caí en la cruda realidad:

- ¡Mierda! ¿Qué hago?


Volví a la cama, desperté al mozo y le dije que estábamos embarazados. Él se puso supercontento, una sonrisa de oreja a oreja, todo amodorrao, que no se me olvidará nunca. A continuación:

- Llévame al centro de salud antes de que la migraña se descontrole.

Gran manera de empezar un sábado. 

En el centro de salud empezó el peregrinaje. Por alguna razón a los médicos les damos miedo las embarazadas así que se negaron a atenderme. Me enviaron al hospital, a maternidad. En maternidad no había nadie esperando pero un celador se negó a dejarme pasar. Nosotros empeñados en que nos habían mandado del centro de salud (llevábamos el papel) y el celador diciendo que eso era maternidad y que yo necesitaba un neurólogo. Me mandó al edificio de urgencias, lleno a rebosar donde el celador de esa zona dijo: 

- ¿Embarazada? Pues tienes que ir a maternidad

Le miré y le dije que ya me estaba atendiendo, que o se ponían de acuerdo o yo con mi migraña no iba a rebotar de un lado a otro. Me pasaron 4 horas a la sala de espera. Me vio una doctora (que no era neuróloga) que me dijo que poco podía hacer por mi. Recetó el paracetamol en vena. Tardaron 3 horas más en administrármelo. Sala de espera. Unos de mantenimiento deciden arreglar una puerta de metal a martillazos a mi lado. A las tres horas me llama el enfermero y dice que mejor me va a dar el paracetamol vía oral porque le da pena pincharme solo para eso. Le asesino con la mirada y le digo que despues de 7 horas en un hospital ya está tardando en dejarme el brazo como un colador y que no se le ocurra cambiar la prescripción médica. Que si no le parece que el paracetamol vía oral ya me lo he tomado en casa. Pobrín, no merecía una salida de tono pero le tocó U_U. Volví a casa. Total, esto con un poco de oscuridad se pasaba. 

No se pasó, se descontroló. Fueron 48 horas horribles pero pasaron. 

A la semana siguiente, otra. Y a la siguiente. Al final nos hartamos y peregrinamos de médico en médico hasta que uno, que me vio en plena crisis tras 48 horas no se lo pensó mucho más. Me pincharon el sumatriptán valorando el riesgo-beneficio y para casa. 

La migraña se acabó. Al momento. El embarazo también. Se detuvo el crecimiento en el momento del pinchazo y tres semanas después dejó de latir. Desgaste psicológico. Culpa. Devastación interna. Mala madre por no haber podido/querido aguantar. Fueron meses y meses de investigación, de obsesionarme con el sumatriptán. Bucear en Pubmed, Nature, Science hasta que encontré un estudio que demostraba embriotoxicidad... en conejas. No es extrapolable. Encontré otro que admitía ser completamente seguro en la gestación de las ratas. Tampoco es extrapolable. No hay estudios ni los habrá porque no se permite experimentar con embarazadas. Nos queda esperar a estudios de revisión pero los triptanes son una familia de medicamentos demasiado reciente y queda mucho tiempo para que vean la luz. Y yo lo sabía pero no podía dejar de investigar. La conclusión es que, a día de hoy, solo se que no se nada.

Yo entiendo lo del beneficio-riesgo (yo misma lo he aplicado muchas veces) pero cuando te pasa lo que el riesgo advertía la culpa es enorme. Y se agiganta según pasan los meses. La verdad es que no se si está o no superado a día de hoy pero no puedo volver atrás.

Por eso ahora, que vuelvo a estar embarazada, me he negado a que me pongan un solo medicamento no probado. Y desde luego no se acercan a mi con la banderilla del sumatriptan cargada. Ergo, solo tomo paracetamol

Con este segundo embarazo, no lo voy a negar, estaba cagada. Primero porque si no salía bien el mozo iba a dejar la búsqueda definitivamente hasta que las migrañas no estuvieran bajo control (imaginad la presión que viví los primeros meses). Segundo porque no tenía yo todas conmigo de que iba a conseguir aguantarlas. 

La verdad es que los tres primeros meses han sido un paseo (en lo que a migrañas se refiere, simplemente desaparecieron). Pero hace unas semanas que empezamos otra vez a vueltas. Quede por delante que no son demasiado fuertes, no se ha descontrolado ninguna y no han durado más de 24 horas (algo asumible para alguien curtido en la batalla, como yo) y que además estoy viendo cierto patrón en su presentación, con lo que tiendo a anticiparme. A continuación os pongo mis armas contra el enemigo:

1. Paracetamol: sinceramente, el paracetamol con una migraña no sirve de nada. Dicho lo cual, yo me lo tomo porque no hay otra cosa que pueda hacer y algo ayuda en el agarrotamiento de cervicales que te va a dar si la migraña dura más de 4 horas. 

2. Frío: yo utilizo antifaces pero sirve cualquier cosa helada. No será la primera vez que me planto en la frente una bolsa de guisantes congelados. Pero si sois propensas a las migrañas, hacedme caso. Hay que tener un mínimo de 4 antifaces preparados en la nevera e irlos cambiando tan pronto se calientan. Así nos aseguramos que siempre hay uno frío. Elegid antifaces ajustables y ser posible con velcro para que al efecto anestésico del frío se le junte el efecto de la presión. Yo me los aprieto muy fuerte alrededor de la frente intentando evitar los ojos. En mi opinión, los mejores son los del Body Shop, pero los he visto también en Natura, Yves Rocher y demás tiendas de cosmética. 
3. Masaje en la órbita: el dolor migrañoso suele afectar únicamente a un lado de la cabeza y suele comenzar como un dolor punzante que viene de detrás del ojo. Hacer un masaje controlando la presión en la zona del dolor alivia. No elimina el dolor pero el alivio es inmediato. Yo ya tengo mi postura cogida en la cama para dejar 'clavado' un dedo en la órbita mientras intento dormir.

4. Duchas: el frío ayuda, pero el calor también. Yo me meto en el plato de ducha, me siento y me coloco debajo del chorro apuntando a la frente y la órbita. El agua hace el masaje durante un ratito. Luego lo mismo en la zona de las cervicales y a acostarse. Con el pelo mojado, nada de melindres. Estamos pochas y como pochas nos levantaremos. 

5. Férula contra el bruxismo: yo me la pongo todas las noches pero si tengo migraña desde luego que no se me debe olvidar. Esto es como todo. No se si funciona pero yo me aplico el cuento, no vaya a ser. 

6. Oscuridad y poco ruido: a mi la luz me molesta pero puedo vivir con ella. Con ciertos ruidos no puedo. Las uñas del perro en el suelo, el crujir de bolsas de plástico... Es como si me clavaran mil agujas detrás del ojo. Solo me sucede en plena crisis y poco puedo hacer salvo entrenar a la perra para tumbarse a la orden y exigir no manipular plásticos o cosas crujientes a mi alrededor. Como el mozo no lo entiende, o se le olvida, me he agenciado unos estupendos tapones de silicona del mercadona. Mano de santo. 



7. Dormir la mona: dormir es un decir. Te tumbas y a pasarlo. 

Estos son algunos de mis tips más efectivos pero seguro que muchas tenéis otros. No os voy a mentir, no lo estoy pasando demasiado bien cuando tengo el momento crisis y hemos tenido que ir dos veces al hospital a que me pasaran el paracetamol en vena (que dos veces en 5 meses no está tan mal, en serio) pero no me voy a arriesgar a otro aborto. Es como volver a la medicina de hace 15 años pero bueno, hace 15 años lo pasábamos así y no nos hemos muerto y además me lo tomo como una desintoxicación del cuerpo.

Sin embargo se que lo peor no es el dolor si no la incapacidad. Yo ahora mismo, en mi paro pseudoforzoso, puedo permitirme el no tomar un triptán y pasar una migraña durante unas horas, un par de días incluso. Se que muchas trabajáis y que los triptanes han supuesto una revolución en el mundo de la neurología: nos permiten hacer vida normal, incluso con una migraña. Pero no podéis tomarlos embarazadas. Si las migrañas se os disparan con el embarazo, hacedme caso: id al médico de cabecera y que os prescriba la baja. Es lo mejor que podéis hacer por vosotras y por vuestro bebé.

¿Qué hacéis vosotras para paliar una migraña? (obviamente no me sirve: me tomo el Imigrán/Maxalt :p).

PD: afortunadamente, el sumatriptán es seguro durante la lactancia (Fuente: e-lactancia) lo que me ha quitado un peso de encima ^_^

21 comentarios:

  1. Una migraña es...no puedo describirlo. Yo aguanto "bien" pero cuando noto como viene una pero no acaba de llegar, lo paso fatal.

    Yo sé que estoy a puntito de caramelo para que me de una porque la presión en el ojo va subiendo... :s.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo las he tenido muy malas pero desde que salieron al mercado los triptanes, maravilloso, oiga! Y ahora, embarazada, no puedo tomarlos y tengo un miedo mortal a una migraña de esas gordas de verdad. Lo dicho. De momento me respetan, son 'soportables' (o más bien, de corta duración) pero aún quedan muchos meses y el miedo sigue ahí, latente.

      Dicho lo cual, aunque se me descontrole una, no pienso tomar ni un triptán. El terror a que pasara algo después sería bastante peor :/.

      Un abrazo :)

      Eliminar
  2. Yo utilizo el frío. No es que sufra migrañas, pero si dolores de cabeza bastante molestos y con el frío un poco mejora.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El frío es el aliado perfecto. Alivia, que es lo que buscas en el momento :).

      Un abrazo :)

      Eliminar
  3. Aplico todos y cada uno de tus tips. Hasta la dentista me recomendó una férula de esas. Tomé un tiempo relajantes musculares (no vale en el embarazo) y sumial a diario (en plan preventivo).

    Otra cosa que hago, es que mientras estoy a oscuras y tumbada con el frío en la cabeza (también tengo antifaces de gel) me pongo a hacer una especie de meditación. Imagino que el dolor es como alambres retorcidos que se enganchan al cerebro y mediante respiraciones voy deshaciendo los nudos y expulsándolos. Visualizo los puñeteros alambres saliendo por mi boca y salen, a veces despacio como si se atascaran, otras salen disparados.
    También, otra especie de meditación que hago es pensar en el paso del tiempo, que todo pasa con el tiempo, que éste no es estático y que "pronto" pasará la tormenta. "Viajo en el tiempo".
    Suena a que estoy zumbada, jjjj, pero a mí me ayuda.

    Por cierto, desde que di a luz no he tenido ni una crisis de las gordas. Ni sabía que el sumatriptán es de riesgo bajo en la lactancia. Gracias a los dioses del olimpo no he tenido que consultarlo. Los que tengo en casa, creo que hasta están caducados, jiji.

    Sé que ponerse en tu lugar es complicado respecto al primer embarazo. Pero no debes sentirte culpable de nada. Sucedió así y no tuviste culpa de nada. No te martirices más.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, el sumial fue uno de los tratamientos paliativos que me pusieron. No funcionó U_U.

      La meditación tengo que empezar a trabajarla en serio porque ya ha habido varias personas que me comentan que se consiguen cosas pero también me han advertido que se tarda en dominar la técnica. Creo que el embarazo es un buen momento para practicar. Además, las crisis son suaves.

      Lo del embarazo, tranquila, estoy bien. Es algo que pasó y pasó. Lo que pasa es que tengo una semana rara, de cambios de humor y a ratos me salen post depresivos, pero estoy bastante mejor con el tema. Era un duelo que había que pasar y necesitaba mi tiempo.

      Lo del sumatriptán lo miré en la web de e-lactancia (creo que me la pasaste tú) y muy bien. Se pueden tomar bastantes cosillas durante la lactancia y eso me tranquiliza mucho porque pensaba que sería un problema para mantenerla (ya sabes que tengo mucho interés en que la lactancia materna nos salga bien a la Habichuela y a mi ^_^). Tengo una amiga que, por desinformación, se cargaron su lactancia. La prohibieron tomar nada, incluidos triptanes y a los tres meses la pobre claudicó. De momento yo me he callado porque supongo que se sentiría a medio camino entre culpable y rabiosa pero si se vuelve a quedar embarazada hablaré con ella del manejo de la migraña durante la lactación.

      Un abrazo :)

      Eliminar
    2. Sí, yo voy recomendando la web de e-lactancia a bombo y platillo jjj. Allí consulto lo que me genera dudas. Aún no había tenido que mirar nada sobre la migraña (y que no vuelva en muuuucho tiempo).

      Si puedes, prueba con la meditación. Las guiadas para empezar están muy bien. A veces (muchas) te quedas sopa antes de acabar, jijiji. Hay webs donde puedes descargarte algunas chulas para ir empezando :)

      Eliminar
  4. A mi lo que mejor me va es dormir. No suelo tener muchas migrañas pero son de esas que duran tres días. Encontre un paracetamol y otro ibuprofeno especiales para las migrañas y he de decir que en situación de no embarazo son mano de santo pero...en embarazosa situación he decidido prescindir de todo tipo de drogas (excepto la lactulosa que he tenido que tomar un par de veces por estreñimiento al borde de la desesperación). Una compañera de trabajo usaba un roll-on que se pasaba por la frente y dice que iba bien pero es una cosa que nunca había visto en España y aun no la he localizado en la tienda aun.
    Mai

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese roll-on lo venden en farmacias. Es un stick mentolado que da como fresquito (migrastick). Es momentáneo. Yo lo he probado y la verdad, mejor el antifaz. Si que es verdad que si te pilla fuera de casa te puede hacer el apaño pero a mi no me ha funcionado mucho. Aunque con la crisis del primer embarazo me embadurné la frente y las sienes con vick-vaporub. Desesperada ya. Y luego me toqué los ojos. Y ya fue el acabose >_<

      Un abrazo :)

      Eliminar
    2. Bueno es saberlo. Mis migrañas empezaron casi a la par de cambiar de pais y aun le estoy cogiendo el truco al tema de medicamentos y tal. Los medicos generalistas son bastante incompetentes y todo lo arreglan con paracetamol e ibuprofeno. Aun no tengo claro si existe el especialista como tal, jaja!!! De todas maneras usare algunos de los consejos que das si me vuelven durante el embarazo

      Eliminar
    3. Tienes que pedir cita con el neurólogo y allí te harán un montón de pruebas para descartar patologías más graves y, si son muy frecuentes o incapacitantes, te pondrán un tratamiento paliativo. A veces funciona y a veces no. En mi caso nada las ha paliado (salvo el embarazo, curioso) pero conozco un montón de gente que las tiene perfectamente a raya con la medicación apropiada. Lo que pasa es que a veces tardan en dar con el medicamento que te va bien.

      Un abrazo :)

      Eliminar
  5. Ay! cuantas veces he utilizado todo lo que dices, yo en el embarazo del mayor las sufrí los tres primeros meses día si y día también, ya iba curtida como tú, así que también estaba pendiente de los primeros síntomas para adelantarme, estar de baja es una ventaja, porque no puedes tirar de tu pellejo, y al menos te puedes permitir estar todo el tiempo a oscuras y en la cama, así es como yo estuve casi todo el primer trimestre del embarazo.
    La cosa es que no volvieron hasta ahora, cinco años después, menos mal que solo me dan de vez en cuando y no tan fuertes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que lo de no trabajar me está salvando la vida, la verdad. Sigo alucinando cómo puede la gente llevar el día a día en el trabajo (entendiendo los trabajos que hay en este país). Mis amigas que no hacen urgencias salen de casa a las 10 de la mañana y vuelven a las 21h. Las que encima tienen urgencias es que ni me lo explico.

      De todas formas, lo dicho: este embarazo está siendo bastante suave y soportable en lo que a migrañas se refiere.

      Un abrazo :)

      Eliminar
  6. Hola!
    A mi con el embarazo se me han multiplicado las migrañas, antes tenía una al mes como norma general y ahora unas 3 a la semana, aunque la semana pasada me dolió ka cabeza todos los días, de los cuales 4 eran migrañas con aura propiamente dichas y los demás con paracetamol cada 6 horas iba sobrellevándolos. He de reconocer que la intensidad del dolor es menor que antes, pero a cambio me duran muchas más horas y si no me quedo acostadita a oscuras y en silencio, el dolor se vuelve insufrible. En mi caso estoy de 12 semanas y trabajo (cuando puedo porque a este ritmo me estoy planteando pedir la baja porque me angustia no saber qué puede pasar mañana :()
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, Laura! Lo siento muchísimo. En mi caso han desaparecido. Ya en el segundo trimestre apenas tuve y en el tercero no he tenido ninguna. Incluso ahora que estoy supercansada por no dormir no se ha desencadenado ninguna crisis. En el primer trimestre bajaron de intensidad y de duración.

      Lo peor es cuando no puedes tomar la medicación y te toca peregrinar por los hospitales (porque los centros de salud se toman el que llegue una embarazada migrañosa como si fuera una bomba de relojería inestable y a punto de explotar) U_U.

      Si puedes, pídete la baja porque no se puede sobrellevar el día a día con una migraña día si, día también. Puede que al bajar el ritmo y poder descansar cuando te lo pida el cuerpo, la frecuencia también disminuya.

      Un abrazo :)

      Eliminar
  7. Hola!
    A mi con el embarazo se me han multiplicado las migrañas, antes tenía una al mes como norma general y ahora unas 3 a la semana, aunque la semana pasada me dolió ka cabeza todos los días, de los cuales 4 eran migrañas con aura propiamente dichas y los demás con paracetamol cada 6 horas iba sobrellevándolos. He de reconocer que la intensidad del dolor es menor que antes, pero a cambio me duran muchas más horas y si no me quedo acostadita a oscuras y en silencio, el dolor se vuelve insufrible. En mi caso estoy de 12 semanas y trabajo (cuando puedo porque a este ritmo me estoy planteando pedir la baja porque me angustia no saber qué puede pasar mañana :()
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  8. Ufff, a mi el test me salió negativo además estaba manchando. Pensé que es la migraña de la regla y me tomé el relpax. Pasaron 2 días más sin regla y anoche me hice otro test. Me salió positivo. Espero que no haya dejado de crecer, pero entre manchas y el relpax tengo mal sentimiento :(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. PD.He encontrado el estudio en conejas. Yo todavía no estoy en el período de organogenesis y me tome 20 mg via oral. Espero que no sea una dosis tóxica. Aguatare las migrañas! Gracias por el artículo!

      Eliminar
    2. Pues es un triptán... Yo también me tomé un maxalt durante este embarazo, al principio del todo, que tambien tuve un test negativo. Es lo de siempre, si no está implantado, todavía tira de reservas del saco vitelino y no le llega tu sangre pero a saber! Ahora que ya sabes que es positivo, elimínalos de tu vida, no vaya a ser U_U.

      Un abrazo!

      Eliminar
  9. yo tengo jaquecas hormonales también..y ahora ultimo he probado con marihuana. La primera vez me sirvió me relajé muchisimo y me dormí, la segunda, sentía aun el dolor, pero a pesar de eso me dormí igual. Creo que es una buena opción, le pregunté a mi ginecologo por fumar cuando tuviera dolor y me dijo que estaba bien. quizas las pueda ayudar..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola clau! No se si ayudaría o daría efecto rebote. De cualquier forma, embarazada no sirve. Marihuana, tabaco, alcohol y demás drogas, prohibidisimas!!!!

      Eliminar